Docker en Raspberry Pi: ¿cómo funciona?

El miniordenador Raspberry Pi no solo es bueno para conectar diferentes dispositivos o para enseñar a los niños a usar el hardware y la programación. Muchos usuarios están creando páginas web con el servidor web Raspberry Pi o configuran un servidor en la nube instalando ownCloud en un Raspberry Pi. También es posible la combinación de Raspeberry Pi y Nextcloud. Algunos usuarios incluso ya tienen su propio servidor de correo Raspberry Pi.


Pero los desarrolladores también han descubierto al ordenador de una sola placa para sí. Hace tiempo que los desarrolladores web y de software lo utilizan, por ejemplo, para trabajar con el Internet de las cosas. ¿Por qué no aprovechar también las ventajas de Docker en Raspberry Pi?


¿Qué problemas se dan en la conexión entre Raspberry Pi y Docker?
La mayoría de los Raspberry Pi funciona con el sistema operativo oficial Raspberry Pi OS, una variación de la distribución de Linux Debian. Como Docker se usa en muchos escenarios en una máquina Linux y ha ofreciendo siempre buenos resultados, esto no debería ser un problema. No obstante, la diferencia en el hardware sí puede causarlos, porque el Pi no es solo una versión reducida de un PC, sino que utiliza una arquitectura de procesador diferente.


Docker parte, en realidad, de un sistema x64, el habitual en la mayoría de los ordenadores modernos. Sin embargo, Raspberry Pi utiliza la tecnología ARM. Esto significa que las imágenes normales de Docker no son compatibles con la instancia en el Pi. Con todo, hoy ya se encuentran cada vez más contenedores preparados para Raspberry Pi. Es importante que los descargues de fuentes fiables, porque, de lo contrario, corres grandes riesgos de seguridad. Aunque la elección es limitada (y probablemente seguirá siéndolo en otros sistemas frente a Docker), aún es posible disfrutar de todo el potencial del sistema de contenedores desarrollándolos por ti mismo.


Cuáles son las ventajas de Docker en un Raspberry Pi


Cuando se entiende un poco de informática y de Linux, usar un Raspberry Pi es muy fácil. Es por esto que suele usarse mucho para realizar experimentos y ensayos. Docker persigue el mismo propósito, ya que los contenedores son herméticos y funcionan de forma aislada y, por tanto, no pueden causar ningún daño importante al sistema.


Dado que tienen un coste mucho menor, tanto en su adquisición como en su funcionamiento, los miniordenadores también son adecuados para construir un enjambre Docker. Conectando varios Raspberry Pi entre sí, evitas crear una estructura de servidores. Cada dispositivo ejecuta su propio contenedor. Con Swarm y Compose puedes orquestar entonces los contenedores.


Los ordenadores monoplaca, como la Raspberry Pi, se utilizan cada vez más en el contexto del Internet de las cosas debido a su reducido tamaño y coste. Combinando Docker y Raspberry Pi, es posible incluso ejecutar la tecnología de contenedores en un dispositivo que nadie reconocería en primera línea como un ordenador.


Instalar Docker en Raspberry Pi OS


Docker puede instalarse fácilmente en el sistema operativo de Raspberry Pi. El equipo de Docker ha proporcionado expresamente un guion de instalación que puedes descargar y ejecutar con un comando curl.


Para asegurarte de que la instalación ha sido un éxito, puedes probar la imagen hola-mundo.


Si todo funciona, Docker debería obtener la imagen de Internet y ejecutarla. Deberías entonces ver un mensaje de los desarrolladores. Con todo, no se trata de la imagen hola-mundo normal que se ejecutaría en otros sistemas. Esta imagen se creó expresamente para procesadores ARM (y, por lo tanto, también para el Raspberry Pi).


Hypriot OS: la solución “todo en uno”


Un pequeño grupo de desarrolladores ha creado un sistema operativo especial para aquellos que quieran una mejor experiencia con Raspberry Pi y Docker. Hypriot OS está expresamente configurado para poder usar contenedores. Este sistema operativo está basado en Debian, pero es tan liviano que es perfecto tanto para Raspberry Pi como para Docker. El núcleo también está optimizado para este propósito. Debido a su diseño ligero, es posible hacer funcionar varios contenedores uno al lado del otro en sistemas bastante menos potentes.


Hypriot OS se instala de la misma manera que otros sistemas operativos para Raspberry Pi: primero has de preparar en otro ordenador una tarjeta SD con la imagen de Hypriot. (Puedes descargar el sistema operativo gratuitamente desde la página principal o en GitHub). Inserta la tarjeta de memoria en el Raspberry Pi. Entonces, el ordenador se cargará desde la tarjeta y ejecutará Hypriot. Usando una conexión SSH, puedes acceder a Raspberry Pi desde tu ordenador y usar Docker en Raspberry Pi.



Fuente: Ionos


¿Quieres adentrarte en el mundo de la programación con Raspberry? En EducaciónIT tenemos un curso para ti: Curso de Raspberry-La MINI computadora más conocida a nivel mundial. Aprenderás a crear proyectos aplicados a Domótica, control, IoT, y robótica, trabajando en un sistema embebido con Linux, mientras desarrollas aplicaciones con Python.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.