Facebook vs. Apple: sube la temperatura en la guerra fría entre las dos grandes firmas tecnológicas

También se vuelve personal: Tim Cook y Mark Zuckerberg ya no ocultan su animosidad. Apple le quitó a Facebook el certificado de desarrollador empresarial y cortó el acceso de los empleados de la plataforma a aplicaciones corporativas porque una de ellas recogía datos de los usuarios.


La guerra fría entre el CEO de Apple y el de Facebook se hizo visible durante 2018, cuando Tim Cook no perdió oportunidad de castigar a la red social por sus problemas de privacidad y Mark Zuckerberg acusó a la empresa del iPhone de darle la espalda a los pobres del mundo y hasta obligó a sus empleados a usar el sistema operativo Android. Pero ahora está subiendo la temperatura.


El miércoles 30 de enero Apple le quitó a Facebook el certificado de desarrollador (por lo cual no puede distribuir aplicaciones en iOS sin pasar por el examen de la tienda) y cortó el acceso de los empleados de la plataforma a apps corporativas (como versiones de prueba de Facebook e Instagram), lo cual causó caos en 1 Hacker Way.


Según un memo que publicó Business Insider, uno de los vicepresidentes de la empresa, Pedro Canahuati, informó: «Estamos trabajando junto con Apple para restablecer inmediatamente nuestras apps internas más críticas».


El comunicado de Apple dijo: «Diseñamos nuestro Programa Desarrollador para Empresas sólo a fin de la distribución interna de apps en una organización. Facebook ha estado utilizando su membresía para distribuir a los consumidores una app que recoge datos, lo cual es una clara ruptura de su acuerdo con Apple». Y le revocó el permiso.


Tim Cook, CEO de Apple, no ha perdido ocasión de hablar contra la política de Facebook. (AFP)

Esa aplicación era un VPN (red privada virtual), se llamaba Facebook Research y pagaba a adolescentes de entre 13 y 17 años hasta USD 20 por mes para que la utilizaran. La herramienta monitoreaba toda su actividad en internet, informó TechCrunch.


Pero acaso lo que más irritó a Cook es que se trata de una versión de Onavo Protect, un VPN de Facebook que Apple retiró de la App Store tras advertirle a la red social que violaba sus normas de recolección de datos. Para esquivar la prohibición, Zuckerberg ofreció Facebook Research directamente a los usuarios mediante ese programa de Apple para empresas.


La batalla podría llegar a afectar a los usuarios de la plataforma y de productos que corren sobre iOS: algunas aplicaciones podrían tardar más en actualizarse o directamente dejar de estar disponibles.


Es infrecuente que Apple se manifieste públicamente contra otra gran empresa tecnológica. El único caso que se recuerda es cuando en 2015 amenazó con retirar Uber de su tienda por cuestiones de privacidad, y el entonces director ejecutivo Travis Kalanick fue hasta las oficinas de Cook para recibir una reprimenda.



Mark Zuckerberg ha respondido a las acusaciones de Tim Cook. (Jim Wilson/The New York Times).

Algunos creen que la cuestión se ha vuelto personal para Zuckerberg (34 años, emprendedor y famoso desertor de Harvard) y Cook (58 años, nativo de Alabama e histórico ejecutivo de la industria tecnológica). «En el corazón del asunto está el ego. Estos dos se odian», dijo a NBC Scott Galloway, profesor de marketing de la Universidad de Nueva York (NYU) y autor de The Four, un libro sobre la preponderancia de Apple, Facebook, Amazon y Google.


En marzo de 2018, cuando Facebook todavía no se reponía del escándalo de Cambridge Analytica, Cook dijo sobre Apple, como golpe por elevación a Zuckerberg: «Nosotros podríamos ganar una tonelada de dinero si monetizáramos a nuestros clientes, si nuestros clientes fueran el producto», dijo. «Elegimos no hacerlo».


«No se condice con la verdad», le respondió el CEO de la red social. «La realidad aquí muestra que si uno quiere construir un servicio que ayude a conectar a todas las personas en el mundo, hay mucha gente que no podría pagarlo», indicó. «En consecuencia, como hacen muchos medios, un modelo basado en la publicidad es el único que puede apoyar la construcción de tal servicio para alcanzar a toda la gente».


El centro del desacuerdo es la grieta filosófica que divide a Silicon Valley entre empresas que ganan dinero gracias a los datos personales y las que no. Apple cree que las compañías no deben intercambiar servicios a costa de la privacidad del usuario, mientras que Facebook sostiene lo contrario.



El ícono de Facebook Research, la app en el centro de la polémica entre Tim Cook y Mark Zuckerberg.

«Hay un empate», dijo a NBC Dipayan Ghosh, ex empleado de Facebook e investigador del Centro Shorenstein sobre Medios, Política y Políticas Públicas de Harvard. «Tenemos un cowboy del lado de las plataformas y otro cowboy de lado de los servicios, en posición y apuntándose entre sí con sus armas».


Según el artículo, se reveló «la capacidad de Apple, como gobernante de su App Store, para poner un palo en la rueda de gran parte de la cadena de suministro de la internet móvil, a la vez que revela la posición potencialmente vulnerable de Facebook luego de una serie de escándalos sobre su manejo de la información personal de los usuarios».


Facebook había terminado el Proyecto Atlas (como se llamó el análisis interno de los datos del VPN Facebook Research) antes del miércoles y, tras las acciones de Apple, se defendió: «No se trataba de ‘espiar’, ya que toda la gente que se suscribió para participar pasó por un claro proceso de abordaje en el que se le pedía su permiso y se les pagaba por participar».


Según un ex empleado de Facebook que pidió la reserva de su identidad, los creadores de Onavo, el primer VPN que Facebook compró y Apple retiró de su tienda, «siempre han tenido una relación conflictiva con los equipos de seguridad y privacidad». En su opinión, Zuckerberg trabajó con «una empresa éticamente dudosa» y corrió «riesgos alocados» porque «la inteligencia competitiva que ofrecen es muy útil».



El VPN Facebook Research se instalaba directamente y pagaba hasta USD 20 por mes. (TechCrunch).

Mike Hoefflinger, un ex ejecutivo de marketing de Facebook, autor de un libro sobre el ascenso de la firma, Becoming Facebook, consideró que el episodio es «una escaramuza fronteriza» con distintas salidas posibles.


Dijo que Apple y Facebook podrían llegar a un acuerdo de corto plazo que permita el restablecimiento de las apps internas de Facebook con condiciones, o a un acuerdo más amplio sobre políticas de privacidad y el modo en que se las pone en práctica.


Si bien Apple no eliminaría el acceso a las aplicaciones públicas de Facebook, ya que eso causaría una reacción negativa de sus clientes, un escenario más ominoso —conjeturó Hoefflinger— sería que Apple se plantara, lo cual impulsaría a Facebook hacia una alianza con Google y otras Big Tech basadas en los ingresos por publicidad.


«Hasta es plausible —concluyó Hoefflinger ante NBC— que las tres cosas sucedan al mismo tiempo».





Fuente: Infobae

  • 22
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    22
    Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.